El expresidente cubano participó este martes de un congreso de comunistas en La Habana, en donde instó a sus seguidores a continuar con las ideas que lo llevaron a fundar el partido hace más de cinco décadas.
El histórico líder Fidel Castro volvió al principal escenario político de Cuba, casi una década después de que una enfermedad lo apartara del poder.

FIDEL CASTRO DISCURSO

Castro cerró este martes el congreso de los comunistas cubanos con la advertencia de que debido a su edad puede morir pronto y exhortó a sus correligionarios a continuar con las ideas que lo llevaron a fundar el partido hace más de cinco décadas.

FIDEL CASTRO
"Pronto deberé cumplir 90 años, nunca se me habría ocurrido tal idea y nunca fue fruto de un esfuerzo, fue capricho del azar. Pronto seré ya como todos los demás. A todos nos llegará nuestro turno", dijo Castro durante la clausura del VII Congreso del Partido Comunista Cubano (PCC).

Embed
"Pero quedarán las ideas de los comunistas cubanos", agregó Castro vestido con un mono deportivo azul e instalado junto a su hermano, el actual presidente Raúl Castro.
"A nuestros hermanos de América Latina y del mundo debemos trasmitirles que el pueblo cubano vencerá".

FIDEL CASTRO
Algunos momentos del acto, incluso la intervención de Fidel Castro, fueron mostrados por la televisión cubana y cerró cuatro días de congreso del poderoso PCC, el único con reconocimiento legal y que según la Constitución debe guiar los pasos de la isla en materia de economía y sociedad, lo que lo convierte en una organización tan poderosa como el ejecutivo.
Durante la cita partidaria el presidente Raúl Castro y el histórico dirigente cubano José Ramón Machado Ventura fueron reelegidos como primer y segundo secretario de la organización, una decisión que se produce a pesar de la exhortación del mandatario a rejuvenecer el liderazgo en la organización política y el país.

FIDEL CASTRO
El listado con los nuevos directivos muestra también la composición del nuevo Bufete Político, la cúpula de un Comité Central de un centenar de personas, de 15 miembros de los cuales se ratificaron 10 y se cambiaron solo cinco, personas de perfiles más bajos.
Unos 1.000 delegados del VII Congreso del Partido Comunista de Cuba (PPC) debatieron desde el sábado a puertas cerradas varios documentos sobre el futuro de Cuba.
Se criticaron ineficiencias, se reconoció las dificultades para emprender los cambios en terrenos que van desde la construcción de viviendas, pasando por la producción de alimentos y se la dolorosa migración de jóvenes profesionales, pero los textos con propuestas no se hicieron públicos todavía.