Los abogados Martín Cagni y Ezequiel Altinier habían presentado este jueves ante Casanello un escrito en el que solicitaron postergar la declaración.
Los defensores de Chueco, Martín Cagni y Ezequiel Altinier habían presentado este jueves ante Casanello un escrito en el que solicitaron postergar la declaración, hasta tanto se someta a su cliente a exámenes psicológicos que determinarán si está o no en condiciones de declarar.
Embed
El pedido realizado por la defensa se basó en una entrevista que los letrados tuvieron con Chueco, y además en lo que relataron las hijas del abogado detenido que deberá responder sobre sus vínculos con Lázaro Báez.
Chueco tiene seis hijos, una es médica, otra es psicóloga y las dos conversaron un rato con su padre horas después de que lo detuvieron. Fueron ellas quienes manifestaron a los abogados de su padre que no estaba en condiciones de declarar.

Embed
En el escrito, la defensa de Chueco explicó que no intentó fugarse, a pesar de que lo podría haber hecho.
Chueco es considerado por la justicia como una figura clave en las operaciones investigadas y habría tenido un rol determinante, junto a Pérez Gadín en la compra de la financiera SGI, por donde pasaron los millones de Báez.
El abogado aparece como "representante legal" de Helvetic Services Group, la sociedad que se quedó, en los papeles, con SGI. La sospecha de los investigadores es que en realidad era de Báez.