Como en los otros dos clásicos de este domingo, el de Avellaneda terminó igualado en cero. La Academia tuvo las más claras y el Rojo se alejó de la punta de su zona.
Sobre el final del partido, a los 43 minutos del segundo tiempo, el árbitro Federico Beligoy ignoró una mano de Gustavo Toledo en el área de Independiente que debió ser penal para Racing.

Con esta igualdad, el equipo de Mauricio Pellegrino desperdició la chance de acercarse más a la punta de la Zona 1 y quedó a cuatro puntos de los líderes, Godoy Cruz y San Lorenzo.

Embed

Embed