El jefe de Gabinete concurrió por primera vez al Congreso y respondió a las preguntas de los Diputados. Negó el aumento del desempleo, aseguró que Scioli hubiese hecho lo mismo que Macri y acusó a los kirchneristas de lamentarse por la situación de Lázaro Báez.
La primera presentación del jefe de Gabinete, Marcos Peña, ante la Cámara de Diputados dejó mucho de controversia y pocas respuestas concretas a algunos de los temas de mayor peso en la agenda política de la oposición. Entre interrupciones, chicanas cruzadas, y no pocos gritos, Peña cargó contra el proyecto antidespidos, negó el aumento del desempleo en el país, recurrió una y otra vez a la "pesada herencia", rechazó la posibilidad de que existiera algún conflicto de intereses en la compra de dólar futuro por parte de funcionarios macristas, defendió la posibilidad de que el presidente Mauricio Macri figue en firmas offshore en paraísos fiscales e intentó herir al kirchnerismo con la delicada situación judicial que atraviesa Lázaro Báez.

A la hora de las preguntas el kirchnerismo no ahorró en chicanas y Peña no se quedó atrás. "No puedo evitar sorprenderme por el doble estándar que aplica el FPV a muchas situaciones, porque parecería que no gobernaron durante 12 años la Argentina y plantean que no hemos podido revertir en estos cuatro meses muchas situaciones por la que no hicieron nada durante 12 años" disparó Peña al comenzar a responder las preguntas que le hicieron desde el principal bloque opositor en la Cámara Baja.

Y siguió: "Espero que podamos superar la etapa de los prejuicios y las chicanas sin fundamentos para empezar a discutir los temas de fondo"

A Héctor Recalde, titular del bloque kirchnerista, quien le cuestionó la fuerte devaluación que propició el gobierno de Macri y su consecuente presión inflacionaria e impacto sobre el bolsillo de los trabajadores, Peña dijo no haber encontrado "un discurso similar cuando (Axel) Kicillof devaluó en 2014, no encontramos ese discurso cuando se destruyeron empleos, lo que hicimos lo hicimos para honrar un compromiso de campaña que era unificar los diferentes tipos de cambio".

Y cuestionó las críticas kirchneristas al ajuste macrista cuando, según explicó, "sólo buscamos hacer lo mismo que planteaba Néstor Kirchner en 2003 cuando planteaba la necesidad de tener superávits gemelos, ¿qué cambió que el kirchnerismo no lo plantea eso?".

Peña Diputados
"La gran parte de los subsidios siguen estando" dijo cuando lo cuestionaron por los tarifazos y disparó la primera frase que generó una fuerte reacción entre los kirchneristas: "Lo que estamos haciendo es muy similar a lo que hubiese hecho Daniel Scioli si ganaba la Presidencia, lo dicen sus propios economistas".