El requerimiento tuvo lugar luego de que el Matador presentara un sistema que, mediante un chip implantado en el cuerpo de los socios, reemplazaría al carnet facilitando el ingreso al estadio y a las instalaciones.
La Dirección Nacional de Protección de Datos Personales (PDP), en su carácter de máxima autoridad de aplicación de la ley de Protección de Datos Personales (N° 25.326) solicitó al Club Atlético Tigre notificar en el plazo de 10 días un detalle exhaustivo de los datos personales, las medidas de seguridad y confidencialidad a aplicar a la información que recolectaría y almacenaría en los dispositivos RFID (identificación por radiofrecuencia, por sus siglas en inglés) que serían implantados en el cuerpo de los socios del club.

Embed
El director nacional de PDP, Eduardo Bertoni, manifestó: "Los datos personales merecen un tratamiento serio y adecuado conforme a la ley, y es misión de la Dirección velar por su estricto cumplimiento a fin de proteger los derechos fundamentales de las personas."

La Dirección también solicitó al Club que informe si la tecnología pone en riesgo la privacidad de los titulares y si ha verificado la existencia de mecanismos menos intrusivos. Asimismo, requirió la aplicación de medidas de protección adecuadas que eviten cualquier daño a los derechos del titular del dato.

Embed
La Ley 25.326 es una norma de orden público que regula la actividad de las bases de datos que contienen información de carácter personal. Su objeto es garantizar el derecho a la intimidad de las personas mediante la protección de sus datos personales asentados en archivos, registros, bancos de datos u otros medios técnicos de tratamiento de datos.