El actor hizo memoria y relató uno por uno los hechos que antecedieron a su internación en una clínica psiquiátrica.

Hoy se ríe de su locura. Hace seis meses, Matías Alé sufrió un brote psicótico que lo llevó a estar internado en una clínica durante casi un mes, medicado y alejado de los medios. Ahora, el actor busca volver al ruedo, recuperar su trabajo y revela de qué se trataba la "misión secreta" que creía que le habían encomendado.

Seguí leyendo más en RatingCero.com