Un nene de 6 años fue encontrado a las 8 de la mañana acostado en la maleza. Su familia lo había perdido y no se dieron cuenta de eso hasta que llegaron a su casa.
El niño tenía un leve cuadro de hipotermia que fue generado por haber estado 14 horas a la interperie recostado y oculto entre la maleza.

Cuando los padres llegaron a su casa y se dieron cuenta que se habían olvidado a su hijo le avisaron a las autoridades y se activó un dispositivo de búsqueda integrado por patrullas de Guardia Civil de la zona de Madrid, España, en la que el chico se había perdido.

En total, según informa el diario español ABC, casi un centenar de personas buscaron durante toda la noche al menor que, aunque estaba abrigado, no lo suficiente para estar a la intemperie.