La imagen del joven actor en la oficina de una departamental policial genera aún más sospechas.

Este miércoles, en medio de acusaciones de violencia de género, Federico Bal salió a aclarar que "nunca le tocó un pelo a Barbie Vélez". Sin embargo, nuevos indicios reflotan el escándalo.


Seguí leyendo en RatingCero.com