Martín Báez irá este viernes a los tribunales de Comodoro Py para ampliar su declaración indagatoria. Se prevé que se niegue a responder preguntas y le lleve un escrito al juez Casanello.
El hijo de Lázaro Báez, Martín, deberá comparecer una vez más este viernes ante el juez Sebastián Casanello por la causa de lavado de dinero que investiga el magistrado. A diferencia de Lázaro, Martín llega a la declaración de hoy en libertad.

Martín ya se había presentado ante el juez el 6 de abril pasado. En aquella oportunidad se había negado a responder preguntas y se limitó, tal como lo hizo su padre en sus indagatorias, a presentar un escrito en el que aseguró desconocer el hecho que se le imputa, puso en duda la autenticidad de las imágenes en las que se lo ve contando dinero en la financiera SGI Argentina e indicó que los negocios de su padre alcanzan para justificar la cantidad de dinero que se ve en el video.

Así se prevé que Martín, al igual que su padre ayer, vuelva a presentar un escrito y no responda a las preguntas de Casanello.

En su primera declaración Martín dijo no saber de qué debía defenderse. "Lo digo porque tengo la seguridad de no haber cometido ningún hecho que implique la comisión del delito de legitimación de activos de origen ilícito durante toda mi vida" indicó en el escrito.

En tanto, en la ampliación de su declaración indagatoria, Lázaro Báez, puntualizó el jueves pasado que tiene "absoluta ajenidad" con los hechos que investiga la justicia. Cargó contra el proceso judicial en su contra al que acusó de tener métodos propios de la Inquisición, al tiempo que lo atribuyó a un "sentimiento de venganza popular (y judicial)" empujado por "una exigencia mediática de castigo".