El incidente ocurrió en una estación de trenes cerca de Munich, donde una de las víctimas murió, en tanto que las otras tres resultaron heridas. El atacante quedó detenido.

grafing.jpg
El atacante fue apresado en la estación de tren de Grafing, en el municipio de Ebersberg, donde se produjeron los hechos.

Según informó la Fiscalía Estatal de Munich, el agresor es un alemán de 27 años y no reside en el estado de Baviera, en el que se encuentra la localidad de Grafing.

"El atacante realizó declaraciones en el lugar de los hechos que llevan a deducir una motivación política", añadió el organismo sin ofrecer más detalles.

En tanto, las cuatro víctimas del ataque son todos varones. Un hombre de 50 años resultó herido grave y falleció después en el hospital.

Los otros tres heridos, de 58, 43 y 55 años, se encuentran internados en distintos centros hospitalarios de la región.

Las fuerzas de seguridad investigan lo sucedido, así como las declaraciones de varios testigos, quienes aseguraron que el hombre gritó "Alá es grande" antes de lanzarse sobre varios peatones.

alemania.avi
El diario popular Bild agrega que tanto la Oficina de Investigaciones Criminales (LKA) de Baviera como la fiscalía estatal se hicieron cargo del caso.

La policía indicó a la edición digital de Der Spiegel que no puede descartar un "móvil político".

La estación de Grafing permanece cerrada y la circulación de trenes de cercanías interrumpida ya que la policía está investigando la escena del crimen, explicó un vocero de la policía de Oberbayern Nord.