La mujer que posee la figura religiosa aseguró que las lágrimas afloraron después de que asesinaron a una de sus primas y desde entonces nunca más pararon.
Una mujer de Fresno, en California, Estados Unidos, aseguró esta semana que posee una imagen de la Virgen María que llora lágrimas con olor a rosas desde que asesinaron a una de sus primas, hace poco más de un año y medio.

"Está hermosa. Cada lágrima es un milagro", expresó María Cárdenas, la dueña de la estatua. La mujer recoge las lágrimas en frascos que luego reparte entre las personas que llegan de visita a su hogar, informó el sitio ABC30.

Statue of Virgin Mary is Weeping in Fresno
Cárdenas reveló que le regalaron la estatua para el Día de la Madre de hace una década, pero hace un año y medio comenzó a llorar lágrimas transparentes con olor a rosas. El fenómeno coincidió con el asesinato de su prima, Jessie López.

La estatua puede estar sin llorar durante semanas o hasta meses, pero luego vuelven las lágrimas. "Han venido sacerdotes de todas partes a verla, y todo dijeron que es un milagro", aseguró un hombre que se dedica a cuidar la figura.