EFE
EFE
Es el sexto estado de EE.UU. en permitir la unión legal entre personas del mismo sexo.
El Senado del estado de Nueva York, al que pertenece la ciudad homónima, se convirtió el jueves pasado en el sexto y más poblado donde se permite el matrimonio entre personas de un mismo sexo.

El anuncio fue realizado por el presidente, Barack Obama, quien destacó que las parejas homosexuales "merecen tener los mismos derechos" que cualquier otra en el país. La medida fue anunciada en el medio de un acto para reunir fondos para la campaña con miras a la reelección del mandatario.

La ley fue aprobada por 33 votos a favor y 29 en contra en lo que fue una votación tensa. Después de que cada legislador explicó y emitió su voto, la ley fue proclamada por el Senado y celebrada por militantes de asociaciones defensoras de los derechos de la comunidad homosexual.

El voto decisivo estuvo a cargo del senador republicano Stephen Saland, quien remarcó que "lo correcto es tratar a todas las personas con igualdad y esa igualdad incluye al matrimonio".

La ley había sido propuesta la semana pasada por el gobernador de Nueva York, el demócrata Andrew Cuomo, y fue sometida a un intenso debate en el que cada legislador votó según su conciencia.

Esto permitió casos como el del legislador demócrata del Bronx, el reverendo Rubén Díaz, quien votó en contra mientras que su compañero, Gustavo Rivera, votó a favor y declaró estar "orgulloso de que Nueva York haya enviado el mensaje alto y claro de que no tolera la desigualdad".

La medida ya había sido aprobada en la Asamblea Legislativa (de mayoría demócrata), pero necesitaba la sanción del Senado, controlado por los republicanos.

"El texto enmendado protege las libertades religiosas sin crear ninguna excepción especial que penalice a las parejas del mismo sexo o que no reciban un trato igualitario", señalaron desde la organización Neoyorquinos Unidos por el Matrimonio.

Otros estados que permiten el matrimonio entre personas del mismo sexo son Massachusetts, Nueva Hampshire, Vermont, Connecticut y Iowa, y la ciudad de Washington DC, mientras que en California se había sancionado la medida pero fue derogada tras un referéndum.