El último sábado, en el estadio Monumental, los hinchas de River despidieron a Marcelo Barovero, quien jugó su último partido con la camiseta millonaria ante su gente y recibió el cariño de todo el estadio en una tarde repleta de emociones.
De hecho, el entrenador Marcelo Gallardo decidió reemplazarlo por Augusto Batalla en tiempo de descuento del partido ante Gimnasia La Plata para que el arquero sea ovacionado como corresponde.

Tal es la admiración del pueblo riverplatense con el arquero, campeón de dos títulos locales y cuatro internacionales en el club, que hasta los más chicos se contagiaron la emoción en su partida. De hecho, los videos de dos nenes completamente quebrados por la salida de Barovero están dando vueltas por la web y su llanto conmueve a todos.

Embed
15 de mayo de 2016.mp4