El hombre fue encontrado muerto, asfixiado con monóxido de carbono, dentro de la casilla de guardia donde estaban encendidas las hornallas de la cocina y el horno.
Fuentes policiales informaron que la víctima fue identificada como Pablo Esteban Cabral, de 46 años.
Cabral, según los informantes, fue encontrado muerto en la mañana de ayer lunes en la casilla de seguridad del balneario de Playa Varese, por el encargado del lugar.

El caso ocurrió hoy a las ocho de la mañana cuando el encargado del balneario ubicado en playa Varese llegó al lugar y fue a buscar al sereno al cuarto desde donde solía custodiar la zona. Al ingresar al lugar se encontró con una escena: el hombre estaba muerto. Las hornallas de una cocina y el horno estaban prendidos.

Enseguida, el hombre denunció el caso al 911 y poco después una patrulla de la comisaría novena llegó hasta el balneario. Arribó un médico y confirmó la muerte. Además, los especialistas de la Policía Científica comprobaron que el cuerpo no tenía signos de violencia. “Todo hace indicar que se trató de una intoxicación con monóxido de carbono”, contó un investigador a medios marplatenses.

El hecho fue caratulado como averiguación de causales de muerte y quedó a cargo del fiscal Juan Pablo Lódola. Se espera el resultado de la autopsia para confirmar de manera oficial los motivos del fallecimiento del sereno.