"El Gobierno no sinceró la economía, sinceró su modelo de país", sostuvo el diputado del FpV durante un acto, este sábado por la tarde, en Quilmes.
El diputado nacional Máximo Kirchner (Frente para la Victoria) sumó un nuevo capítulo a la polémica por la suba de las tarifas de gas y electricidad en la Patagonia al invitar al ministro del Interior Rogelio Frigerio a comer un asado en su casa de Río Gallegos en el mes de julio con las ventanas abiertas y además alentó a los trabajadores y estudiantes a "salir a pelear por sus derechos".

En un acto del kirchnerismo en Quilmes, Máximo Kirchner luego de que el ministro citó días atrás que los gobernadores de la Patagonia le dijeron que "la gente estaba en remera en su casa o abrían las ventanas porque tenían calor dado que el servicio de gas era prácticamente gratis. Las tarifas congeladas eran una política irresponsable y además poco amigable con el medio ambiente", consideró.

Al respecto, el hijo de los ex presidentes Néstor Kirchner y Cristina Fernández le respondió a Rogelio Frigerio: "Voy a invitar al ministro a comer un asado en julio en mi casa de Río Gallegos y quiero ver si va a poder estar en remera o podrá abrir la ventana".

"Le dicen a la gente que usar el horno o prender el aire acondicionado fue consecuencia de una fiesta. No pueden ser tan inhumanos", afirmó el diputado en una crítica al Gobierno y también a los medios de comunicación ya que remarcó que "nunca te dicen que dejes de pagar el cable".

Ante cientos de militantes que cantaban 'Vamos a volver', Máximo Kirchner aseguró que "es patético cómo le mintieron a la gente. Es un engaño masivo porque este Gobierno no sinceró la economía, sino que lo que sinceró fue su modelo de país. El que se sinceró fue Macri", sentenció.

En ese marco, el principal referente de La Cámpora recordó los cortes de ruta realizados por los productores agropecuarios durante el conflicto de la resolución 125 en 2008 y convocó a los trabajadores y los estudiantes a "pelear por lo que les quieren sacar".

En esa línea, Máximo Kirchner concluyó: "Admiro la conciencia de clase (de los productores agropecuarios). Ahora los que tienen que salir a pelear son los trabajadores y los estudiantes".