El intendente de la ciudad riojana de Chamical, Daniel Elías, anunció que impulsará la derogación del decreto provincial 840 que multa a conductores en estado de ebriedad luego de protagonizar hace una semana un incidente con un agente de tránsito tras lo cual fue detenido y multado por intentar evitar un control de alcoholemia.
La propuesta del peronista Elías surgió en las últimas horas durante un acto que encabezó el intendente para pedir disculpas por el incidente a la población.

"Vamos a hacer todo lo posible para desactivar el decreto 840. Prevengamos, pero no le saquemos la plata a la gente"
, dijo en el salón municipal de la cabecera de su departamento, 150 kilómetros al sur de la capital.

Elías denunció que era supuestamente objeto de una "persecución política" de parte del ministro de Gobierno y Justicia de la provincia, Claudio Saúl, porque con su familia "nunca evadimos el control, eso que quede claro".

Embed
Su versión sobre lo ocurrido el fin de semana pasado, cuando fue detenido en un control de alcoholemia mientras conducía un vehículo, es que se trató de una "persecución" por parte de la policía.

Según explicó, los efectivos que había montado un retén sobre ruta nacional 38, en uno de los accesos a la ciudad, "estaban a 40 metros de la calle donde nosotros doblamos. Y nos salieron a perseguir. Ha sido una gran persecución, fue todo muy raro. En menos de una hora ya estaba difundido el video, ya estaba editado" y en la red, cuestionó.

Elías pidió disculpas a su familia, al pueblo y a los empleados públicos de Chamical por el hecho.
"Nunca debemos bajar la cabeza ante nadie. Acá no hay ningún árbol caído. Estamos más firmes que nunca para seguir ayudando a cada uno de los que necesiten de mí, fuera y dentro de la política", sostuvo Elías al finalizar su discurso.


intendente chamical.flv
El intendente quedó en evidencia cuando los videos con su resistencia al control y autoridad policial, amenazas y abuso de poder contra el policía, fueron publicados en las redes sociales.

En las imágenes se ve al intendente tratando de "papón" al policía, diciéndole que estaba hablando con el gobernador Sergio Casas, algo que éste desmintió, para ver "qué hacemos con vos".
Elías fue detenido por unas horas, hasta que un certificado médico por hipertensión hizo que lo liberaran; tuvo que pagar una multa de unos 15.000 pesos por conducir en estado de ebriedad y tener la licencia vencida.

Además, le incautaron la camioneta en la que viajaba junto a su familia. El gobierno provincial no lo respaldó porque afirmó que la ley es igual "para todos" y los diputados provinciales, en la sesión ordinaria del jueves pasado, repudiaron su actitud.

Embed
El decreto 840 fue sancionado el año pasado intentando controlar con tres correctivos a la vez el problema de los accidentes viales provocados por el consumo de alcohol y refrendado luego por la Legislatura.

Sin embargo, está objetado como inconstitucional porque limita la libertad de circulación de las personas sin intervención judicial.