El Tribunal Oral en lo Criminal Federal N° 6 condenó al ex secretario de Seguridad Enrique Mathov a la pena de 4 años y 9 meses de prisión y al ex jefe de la Policía Federal Rubén Santos a 4 años de cárcel por homicidio culposo y lesiones culposas por los hechos ocurridos el 20 de diciembre de 2001. Además el tribunal fijó penas de hasta 6 años para los otros acusados.
Los jueces José Martínez Sobrino, Rodrigo Giménez Uriburu y Adrián Martín también condenaron al ex director general de Operaciones Norberto Gaudiero a 3 años y seis meses de prisión y al entonces superintendente de Seguridad Metropolitana Raúl Andreozzi, a 3 años en suspenso.

Las penas se efectivizarán únicamente cuando las mismas queden firmes, por lo que los condenados no irán por ahora a la cárcel.


El juicio comenzó en febrero de 2014 en los tribunales de Retiro y concluyó hoy después de más de dos años con las condenas por los crímenes perpetrados por las fuerzas de seguridad durante la represión a los manifestantes en el centro porteño durante aquella jornada, antes de la caída del entonces presidente Fernando De la Rúa.

En un clima de descontento por parte de un grupo de familiares de víctimas, el tribunal terminó de leer las condenas aunque recién en agosto se conocerán los fundamentos.

En el proceso se investigaron los homicidios de Alberto Márquez, Gastón Riva, Carlos Almirón y Diego Lamagna y la tentativa de homicidio de Martin Galli y Paula Simonetti. También se investigaron lesiones, en distinto grado, cometidas en perjuicio de 117 víctimas.

Las condenas no difieren mucho de las que había solicitado en su momento la Fiscalía que pidió penas de entre 2 y 16 años de prisión para los 17 imputados y puntualmente solicitó cinco años de cárcel para Mathov y Santos.

El ex presidente radical Fernando De la Rúa estuvo procesado en la causa pero luego fue sobreseído, por lo que no llegó al juicio oral. Tampoco llegó al debate el entonces ministro del Interior, Ramón Mestre, fallecido en 2003.