El sistema será instalado en los 10 estadios antes del inicio del torneo el 3 de junio próximo. Será utilizado en todos los encuentros y será su debut en las regiones de Concacaf y Conmebol.

Por primera vez en la historia del fútbol en las regiones de Concacaf y Conmebol, la tecnología de línea de gol llamada Ojo de Halcón (Hawk-Eyes en inglés) será utilizada en todos los partidos de la Copa América Centenario 2016.

El Comité Organizador Local (COL) de la Copa América Centenario informó que contrató a la compañía Hawk-Eye como el proveedor de tecnología de línea de gol para el evento. El sistema, que funciona a base de cámaras, será instalado en los 10 estadios antes del inicio del torneo el 3 de junio en el Levis Stadium de Santa Clara, California.

Hawk-Eye fue la primera empresa en recibir la licencia FIFA GLT y es considerada como la proveedora de tecnología de línea de gol más precisa, confiable y experimentada del mundo.

El sistema Hawk-Eye se usó durante la Copa Mundial femenina de fútbol del 2015 y se usa actualmente por algunas de las ligas y federaciones de fútbol más importantes del mundo incluyendo la Premier League de Inglaterra, la Bundesliga de Alemania, la Eredivisie de Países Bajos y la Seria A de Italia.

El Ojo de Halcón utiliza siete cámaras en cada arco y un programa que sigue el movimiento de la pelota dentro del área de gol. Usando técnicas y software para procesar las imágenes, el Hawk-Eye indica, en menos de un segundo, si un gol se ha marcado o no, mediante una vibración y señales visuales en el reloj de cada oficial del partido. Todo el proceso demora menos de un segundo, desde el momento en que se marcó el gol, hasta que el equipo de oficiales recibe la señal en sus relojes.

El presidente de la Conmebol, el paraguayo Alejandro Domínguez, había anticipado a comienzos de abril la utilización de dicha tecnología, indicando que esa organización "asumía la responsabilidad" por la introducción del sistema para resolver los goles dudosos.