Ante una multitud que coreaba su nombre, Ronaldinho Gaúcho, ex jugador del Milan y muy querido en esa ciudad, cautivó con una rutilante llegada a bordo de un auto de película para presenciar el encuentro entre Real y Atlético Madrid en San Siro.

Embed