Yannick Carrasco se vistió por un momento de héroe en la disputada final de la Champions League entre el Atlético y el Real Madrid, y su festejo dio la vuelta al mundo en pocos minutos.
El belga empujó el balón cuando quedaba diez minutos para el final de los 90 reglamentarios y marcó el transitorio empate para los de Diego Simeone. Inmediatamente, fue corriendo donde se encontraba su novia, la bella Noémie Happart, y la besó como si nadie lo estuviera viendo.

Yannick Carrasco celebración de goles besos novia - Real Madrid vs Atlético de Madrid 28-05-2016.mp4
Sin dudas, una gran demostración de amor en medio de la vorágine de un partido definitorio que no tuvo respiro.