J. K. Rowling y Emma Watson defendieron la decisión que tomó la autora de Harry Potter de que una actriz negra interpretara a Hermione en Harry Potter y el niño maldito, la obra que llevará al teatro y estará ambientada 19 años después de las Reliquias de la muerte.

Después de las polémicas que se generaron en las redes sociales, la autora de la saga y la actriz escribieron respectivos mensajes en las redes sociales.

Seguí leyendo esta nota en RatingCero.com.