La concursante de Gran Hermano contó una dura situación que vivió años atrás con un productor musical y conmovió a la panelista.

Azul Carrizo (31) contó una historia tan dramática como emotiva en Gran Hermano que tuvo que ver con un intento de abuso enmascarado de un engaño laboral.

En su carrera como cantante de cumbia, la concursante contó que tiempo atrás, un productor prometió ayudarla con un grupo de colegas que querían producir su material. La propuesta, sin emnargo, era una mentira.

Seguí leyendo en RatingCero.com