La pesadilla que vivió Jorge y Margarita duró media hora. Fue durante la noche del domingo, cuando dos delincuentes ingresaron en su casa de la ciudad bonaerense de Punta Alta.



Jorge y Margarita estaban el domingo cenando -cerca de las 23- cuando de golpe dos ladrones entraron a la casa, los tiraron sobre una cama y los apuntaron en la cabeza mientras buscaban qué robar.

Embed
Tras revisar la casa -ubicada en Belgrano 1160-, los delincuentes escaparon con un kilo de carne picada, algunos elementos de escaso valor, un plato con tortas fritas y un pastel, según el portal El Rosalenio.

Asalto matrimonio infografia.jpg
"Media hora duró la pesadilla y cuando se fueron dejaron tres LCD tirados y los dormitorios totalmente revueltos. Se llevaron poco dinero y algunas cosas que no tienen demasiado valor, como un plato con tortas fritas y una torta", comentó el hombre a Radio Rosales.

Embed