En 2007, el actual delantero del Stoke City de Inglaterra parecía seguir los pasos de la Pulga. Sin embargo, reveló que rechazó ir a la Eurocopa 2008 por sufrir "mareos constantemente" y "ataques de ansiedad". Conocé su historia.
Bojan Krkic apareció en Barcelona en 2007 y la prensa catalana rápidamente lo comparó con Lionel Messi, que ya demostraba un alto potencial. Sin embargo, los años que siguieron no fueron como esperaba el español de Linyola. Luego de renunciar a disputar la Eurocopa 2008 con España, ya nada fue igual.

Bojan Krkic - Goals - Skills - DG.mp4
Ocho años después de aquel episodio, el actual delantero del Stoke City inglés contó que durante esa temporada sufría mareos constantemente. "No había un momento en el que me encontrara bien. Me medicaba constantemente, pero especialmente cuando iba a los entrenamientos y a los partidos. Entre la concentración y las pastillas lograba ser fuerte en esos momentos".

"Tengo miedo de ir a la selección y que en el viaje o en algún momento con mucha gente me pase algo"

"Era un persona muy sensible, las cosas me afectaban mucho y tenía el mundo del fútbol muy idealizado. Cuando me tocó vivirlo, la cosa cambió por la repercusión de jugar en un equipo grande, estar rodeado de futbolistas importantes, comenzar a meter goles y a destacar. La presión se me vino encima. Uno cree que lo tiene todo controlado, pero no es así", continuó explicando.

Luis Aragonés confió en él y decidió citarlo: "Jugábamos en Málaga ante Francia. Era difícil porque iba pensando que no me pasara nada. Lo llevé de la mejor manera posible. El día del partido, cuando llegamos al estadio y todo parecía que iba bien, salimos a ver el campo y cuando entré en el vestuario me senté y me subió el mareo cada vez más. A mi lado tenía a Iniesta. "Andrés, tío, que me estoy mareando, me estoy mareando", le dije. Recuerdo, además, que estábamos en una esquina del vestuario y para llegar a la zona de camillas tenía que pasar por delante de todos. No me atrevía ni a levantarme". Finalmente decidieron explicar que Bojan había sufrido una gastroenteritis.

Embed
El entrenador lo quería. Intentó convencerlo para que aceptara ir a la Eurocopa 2008, que finalmente ganaría España, pero no pudo ni con las palabras del capitán Carles Puyol: "Tengo miedo de ir a la selección y que en el viaje o en algún momento con mucha gente me pase algo. Además voy solo y no me veo con fuerzas para afrontar esta situación".

Embed
A la distancia, Bojan no se arrepiente: "Estaba muy mal, al límite. No sabes lo que es estar mareado 24 horas día tras día durante cinco meses. No me levantaba un día que estuviera bien. Tenía que tomar Trankimazín para estar más centrado y tranquilo. En el momento de imaginar lo que era la selección, con compañeros nuevos y con la presión de una Eurocopa, vi que no podía. No era que no quisiera, es que no estaba preparado para afrontarlo".