A Joachim Löw poco le importaron las críticas y continúa con sus escatológicas prácticas. Tras las desagradables capturas que lo mostraron tocándose sus partes y luego oliendo sus manos durante el encuentro ante Ucrania por la Eurocopa, ahora lo engancharon durante una práctica de su equipo.
El entrenador campeón del mundo vuelve a meter la mano en su cola mientras observa los movimientos de sus jugadores. Y disimuladamente, fiel a su estilo, luego se la lleva a la nariz.

AGAIN Disgusting Joachim Low at the Training GERMANY.mp4