La comisión será creada a partir de la semana próxima y estará integrada por siete dirigentes y en la que Diego Maradona "no tendrá injerencia". La idea es normalizar tanto el aspecto económico como el político del organismo local.
La AFA tendrá "muy probablemente" a partir de la semana próxima una "comisión normalizadora" supervisada por la FIFA, integrada por siete dirigentes y en la que Diego Maradona "no tendrá injerencia", adelantaron hoy fuentes de la entidad madre del fútbol argentino.

La creación de esta comisión, agregaron, es "irrevocable y va más allá de lo que se decida el martes respecto del recurso de amparo" presentado por el titular de Independiente, Hugo Moyano, para realizar las elecciones previstas para el 30 de junio y actualmente suspendidas por la Inspección General de Justicia (IGJ).

Embed
"Luego de la visita de los dos veedores enviados por la FIFA (Primo Corvaro y, en representación de la Conmebol, Monserrat Giménez), se avanzó en la idea de armar una comisión normalizadora a partir de la semana que viene", indicaron las fuentes a Télam.

Los directivos que formarán parte de este nuevo organismo interno "serán siete: tres representantes del sector que impulsa la Súper Liga (los clubes grandes), tres de los que quedarán en la estructura de la AFA y un hombre de confianza del presidente de la FIFA, Gianni Infantino, que no será Maradona", agregaron.

Embed
"Diego Maradona -acentuaron-, no tendrá injerencia en esta nueva estructura y en todo caso quedará en manos de los dirigentes la posibilidad de que sume sus aportes".

La idea de la creación de esta comisión fue impulsada por el propio Corvaro -que se fue hoy y volverá al país a fin de mes-, "para normalizar tanto el aspecto económico de la AFA como el aspecto político".
El enviado de la FIFA sugirió bajar la cantidad de integrantes del Comité Ejecutivo (actualmente son 45) y también la de la Asamblea de Representantes (75), "en ambos casos con representación democrática de todos los clubes del fútbol argentino y para alcanzar más fácilmente los acuerdos".

Embed
Este paso, lo ya citado, será independiente de la decisión que tome la semana que viene el Juzgado Civil 47 respecto del recurso de amparo presentado por Moyano para realizar las elecciones en la fecha prevista, el 30 de junio.

El sindicalista -y con él otros directivos como Claudio 'Chiqui' Tapia, su yerno y a la vez titular de Barracas Central-, había impulsado el amparo luego de que la Inspección General de Justicia suspendiera los comicios y enviara dos "asesores" a la AFA con la intención de normalizar el proceso eleccionario.

Embed
Además de Tapia y Moyano, también habían confirmado sus postulaciones Nicolás Russo (presidente de Lanús) y Armando Pérez (Belgrano). En cambio, el empresario Marcelo Tinelli (vice de San Lorenzo), había declinado su candidatura.

En cualquier caso, la AFA deberá notificar a la FIFA sobre la decisión de la Justicia. En principio, si el fallo es favorable a Moyano, las elecciones se realizarán en Asamblea Extraordinaria el 30 de junio y el nuevo presidente de la entidad (muy posiblemente el propio Moyano, quien tendría los votos garantizados), deberá convivir con la comisión normalizadora.

Embed
La otra posibilidad es que Moyano, con quien se encolumnan los clubes 'chicos', los del Ascenso y los del Interior, acepte ahora postergar las elecciones a partir del principio de acuerdo que se alcanzó la semana pasada y que ahora quedó refrendado con la visita de Corvaro: la Súper Liga se organizará dentro de las estructuras de la AFA.

"No será un ente autónomo, aunque desde lo económico seguramente se resuelva con el pago de un cánon a la AFA y los responsables de la Súper Liga negociarán por su cuenta los derechos de la televisación de los partidos", explicaron a Télam.

La AFA, por su parte, se quedaría con los derechos de TV de los partidos de todas las Selecciones y de las categorías del ascenso. La Súper Liga quedará oficializada en Asamblea el 28 de junio en el predio de Ezeiza, cuando el Comité Ejecutivo se reúna para cumplir con la exigencia legal de hacerle modificaciones al estatuto.