El hombre que estuvo condenado a prisión perpetua por haber matado a su esposa, su suegra y sus hijas, cumplió 80 años y sus vecinos se lo celebraron en el hospital General Pacheco, donde se encuentra internado por demencia senil.
El odontólogo que el 15 de noviembre de 1992 mató a escopetazos a su esposa, su suegra y sus dos hijas en La Plata sigue internado en el hospital de General Pacheco por un cuadro de demencia senil. Este jueves cumplió 80 años y no se los pasó solo, sus vecinos en Tigre le armaron un festejo en el hospital para homenajearlo.

barreda cumpleaños.jpg
Yanina Robledo, una vecina del barrio fue la autora de la iniciativa para celebrarle el cumpleaños. "Él no tiene a nadie, así que nosotros estamos con él...Nosotros siempre lo cargábamos que le íbamos a festejar el cumpleaños y con los vecinos organizamos porque todos lo quieren", dijo la mujer por Radio 10.

Embed
"Cuando Barreda llegó nosotros no podíamos creer que estuviera en el barrio. Al principió empezó hacer amistad con mi marido y se juntaban a tomar mate. Nunca había tomado mate y con mi marido empezó a tomar... La gente al principio lo miraba con despreció pero cuando lo conocían lo empezaban a querer, él es muy educado y por eso todos los vecinos lo respetan y lo quieren", manifestó Robledo.

barreda cumpleaños.jpg
Este jueves Yanina y los demás vecinos cumplieron lo que le habían prometido a Barreda y le armaron el festejo. Se trasladaron al hospital y durante el tiempo estipulado para la visita comieron empanadas, tomaron mate, cortaron la torta y hasta llevaron música para amenizar. "Estaba re contento, con una sonrisa que hace mucho tiempo no le veíamos", contó una vecina.