Según un sondeo de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), el valor promedio de compra se ubicó en $480. Los rubros más afectados fueron "Artículos para el hogar y para uso personal" (-13,9 por ciento) y "Gastronomía y Restaurantes" (-11,9 por ciento).
"El ticket promedio este año se ubicó en 480 pesos, un 23 por ciento por encima del año pasado, cuando la inflación anual supera al 40 por ciento. Esto marca la fuerte caída en las ventas, ya que el consumidor no solo compró menos unidades de productos, sino también más económicos", evaluó la entidad.

El informe precisó que los 14 rubros relevados finalizaron la fecha con bajas en la comparación interanual.

Las caídas de ventas mas fuertes se registraron en los sectores de "Artículos para el hogar y para uso personal" (-13,9 por ciento) y "Gastronomía y Restaurantes" (-11,9 por ciento).

De acuerdo al relevamiento, las preferencias de este año se volcaron hacia productos de menor valor, como vino y licores, aunque señaló que "continuaron predominando en las elecciones los artículos de indumentaria y electrónicos, que también tuvieron bajas menores al promedio".

Según el análisis de CAME, las ventas por el Día del Padre estuvieron "afectadas por la retracción general del mercado de consumo y por un comprador que, con poco poder adquisitivo a esta altura del mes, fue muy prudente con sus gastos".

"Los comercios lanzaron desde principio de semana descuentos de hasta el 50 por ciento, promociones 2 x 1, y hasta 18 cuotas sin interés, para captar las ventas. Si bien eso fue un elemento determinante para sostener el consumo, no alcanzó", señaló.

También comparó que "a diferencia del año pasado donde de rebote el público adquiere otras cosas, especialmente indumentaria femenina y de chicos, hubo menos compras adicionales más allá del regalo del padre que otros años".