A pesar de ser feriado, dirigentes de clubes de barrio se acercaron este lunes hasta la puerta de la Quinta presidencial de Olivos en reclamo de los aumentos implementados por el Gobierno a los servicios. Pidieron una tarifa social.
Con carteles y banderas argentinas, dirigentes de clubes de barrio se congregaron durante la tarde de este lunes frente a la residencia presidencial para reclamar por los aumentos aplicados por el Gobierno nacional a los servicios y pedir una tarifa social.

Embed
A principios de junio, los dirigentes también habían marchado hacia Plaza de Mayo contra las altas cifras que llegaron en las facturas, tras los aumentos aplicados por el Gobierno nacional.

Embed