Tras su desplazamiento de la presidencia de la AFA y frente al rechazo de la intervención lanzada por FIFA, Luis Segura aseguró que la iniciativa del organismo del fútbol mundial "es un disparate". Además, dijo estar "cansado" y manifestó que pensaba dejar la entidad nacional el próximo martes.

El ex presidente de la AFA, Luis Segura, aseguró que la decisión de la FIFA de separarlo de su cargo y reemplazarlo por una comisión normalizadora, finalmente rechazada por la Justicia argentina, "es un disparate"; y adelantó que regresará este sábado al país y no se quedará a ver el domingo la final de la Copa América Centenario que se juega en los Estados Unidos.

"Lo de la FIFA es un disparate. ¿Por qué se tiene que entrometer en la AFA y no nos deja resolver las cosas internamente? ¿Por qué se hace ahora, cuando se avecinaban asambleas importantes y la Selección puede ser campeona de América? El gran problema en la AFA y que lamentablemente no se va a resolver sino que se viene agigantando es lo político", afirmó Segura desde Nueva York.

Embed
"No estoy nada contento. Siento que se está cometiendo una injusticia -agregó-, es una barbaridad. No tengo ganas de nada. Lo único que quiero es irme a mi casa", manifestó.

Segura anticipó que no se quedará a ver la final del domingo entre la Argentina y Chile y que regresará al país, aunque antes dará una conferencia de prensa en Nueva York. "Quiero contar lo que me pasa, lo que siento", explicó.

Embed

"No puedo asegurar que alguien haya querido manchar mi nombre o mi trayectoria -siguió-, pero estos dos años en que estuve al frente de la AFA luego de la muerte de Julio (Grondona) puse lo mejor de mí. Fue muy cansador y desgastante. La verdad es que me quedo muy mal con todo esto que está sucediendo. Yo iba a renunciar el martes porque de todas maneras mi mandato terminaba el 30 de junio y no pensaba en seguir".