Ocurrió en Arizona, Estados Unidos. Los padres de la beba de cuatro meses afrontan cargos judiciales tras detectarse restos de cocaína en el cuerpo de la pequeña. Ya fueron despedidos de sus trabajos.

La pareja de reconocidos reporteros de noticieros de Tucson, Arizona, EE.UU., está envuelta en un triste y escandaloso hecho. Krystin Lisaius, de 26 años y su marido, Somchai Lisaius, de 42, afrontan cargos por abuso de menores y posesión de drogas peligrosas después de que se encontraran restos de cocaína en el cuerpo de su pequeña hija de cuatro meses de edad.

Embed

De acuerdo a los reportes policiales obtenidos por el Arizona Daily Star, la pareja recibió en su hogar de Oro Valley a unos amigos el 14 de mayo, noche en que consumieron cocaína. A las 12 horas, la mujer amamantó al bebé, quien a las pocas horas empezó a "temblar" y "cuyos ojos empezaron a girar".

La pareja fue a dos hospitales para que atiendan a la beba, aunque se negaron a que le practicaran una extracción sanguínea a la niña para realizar un test toxicológico.

Embed

Finalmente, los padres admitieron que habían consumido cocaína y esa droga apareció en los exámenes que le hicieron a la pequeña. La mujer aseguró que ella no sabía que luego de 12 horas de haber consumido el estupefaciente le haría daño a su hija.

Este lunes hicieron su primera aparición en la Corte, alegando inocencia. El abogado de la pareja aseguró que son "excelentes padres que cuidan bien a su hija", que han aprendido "una lección" y que están "arrepentidos y avergonzados". La pequeña, en tanto, está al cuidado de la abuela materna, mientras que el padre fue despedido de la emisora KOLD donde trabajaba.