El violento hecho se registró en un colegio secundario de Zárate. Entre los agresores habían familiares de la alumna, con quien estaba conversando por teléfono cuando fue sorprendida por la profesora.
El hecho ocurirrió en la Escuela Secundaría Número 22 de la localidad bonaerense de Zárate, luego de que la profesora de Construcción de la Cuidadanía le quitara el teléfono celular a una alumna que estaba usándolo en plena clase.

Embed
La alumna se comunicó con familiares y rato después la docente fue agredida por cuatro alumnas y familiares, quienes además rompieron a pedradas el auto de la profesora, ingresaron a la escuela y comenzaron a golpear a la docente en el patio del establecimiento, delante de otros alumnos.

Según el testimonio de otros maestros, los agresores la golpearon brutalmente con golpes de puño y patadas una vez que ya estaba en el suelo.

Los golpes desfiguraron el rostro de la profesora y le provocaron lesiones en distintas partes del cuerpo.

Embed
Según denunciaron los docentes, no es el primer episodo violento que se vive en la escuela, aunque sí el más grave, y que se sienten expuestas porque las puertas del establecimiento están siempre abiertas.

El episodio motivó un paro docente y una movilización de maestros e inspectores a la sede de inspectores, quienes fueron acompañados por representantes de los gremios y manifestaron luego su disconformidad con las respuestas recibidas.