Según fuentes militares, las víctimas habrían sido asesinadas con armas blancas. Además trascendió que todos los fallecidos eran extranjeros. La toma había finalizado con un mega operativo en el que tropas de élite locales abatieron a seis de los terroristas.

Al menos 20 rehenes murieron durante el ataque yihadista perpetrado en un restaurante en Dacca, la capital de Bangladesh, en el que fallecieron además seis de los atacantes y dos policías. Otros 13 civiles fueron liberados, informó este sábado una fuente militar.

El director de la operación militar, el general Nayeem Ashfaq Chowdhury, aseguró durante una rueda de prensa que los 20 rehenes fueron ejecutados en su mayoría con armas blancas –presuntamente machetes-, según recogen medios locales.

Embed
El teniente Shahab Uddin, por su parte, declaró que las 20 víctimas son extranjeras. "La mayoría son italianos o japoneses", precisó.

Este sábado a la madrugada, una tropa de élite logró irrumpir en el sitio donde se registró el ataque y abatió a seis de los terroristas. En ese mismo operativo, unas 13 personas habían sido rescatadas.

Embed
El ataque, reivindicado por el Estado Islámico, causó al menos 26 heridos, según revelaron fuentes hospitalarias.

Al grito de "Alá es grande", varios asaltantes con armas de fuego, artefactos explosivos y cuchillos irrumpieron el viernes en el restaurante, ubicado en un barrio diplomático de Dacca y frecuentado por extranjeros.