La actriz se refugia en sus amistades y seres queridos tras su tormentosa separación de Federico Bal. Este fin de semana se relajó y fue a bailar con un grupo de amigas.


En medio de la escandalosa causa judicial por violencia de género que le inició a su expareja, Federico Bal, Barbie Vélez se refugia en su familia y amistades para sobrellevar el mal momento emocional que está atravesando.

Su mamá, Nazarena Vélez, hermanos y amigas la acompañan en esta etapa de su vida en la cual está sin trabajo estable y expuesta a la Justicia.

Seguí leyendo en RatingCero.com.