La hija de Marcelo Tinelli expresó su dolor por la muerte del animal que estuvo en cautiverio en pos de fines comerciales y recreación.


"Cada entrada te fue matando. 'Divirtiendo' a los seres humanos te fuiste deteriorando. Con 35 grados de calor en pleno verano, este pobre animal se 'bañaba' en una pileta podrida, y lo mojaban con una manguera. Ni hambre tenía. Claramente sus 22 años de vida en cautiverio fueron de puro sufrimiento. Arturo no disfrutó la vida... Perdón, ahora sí conocés la libertad". Así expresó su angustia Candelaria Tinelli en su cuenta de Instagram.

Seguí leyendo en RatingCero.com.