Se trata de Emmanuel Hilario Zubizarreta de 31 años que se encontraba en la cárcel de Concordia con prisión preventiva por matar a su ex de 24 piñaladas en febrero. Es el hijo de Pedro Zubizarreta, intendente de Estación Yeruá.
Un hijo del intendente de la localidad entrerriana de Estación Yeruá, quien se encontraba detenido desde principios de febrero último por el femicidio de su ex pareja a la que mató de 24 puñaladas, fue encontrado muerto en su celda donde cumplía prisión preventiva.

Se trata de Emmanuel Zubizarreta de 31 años, hijo del intendente de Estación Yeruá,Pedro Zubizarreta.

Se trata de una localidad situada a unos 20 kilómetros al sur de la ciudad de Concordia, en el noreste entrerriano.

Embed
Los investigadores intentan determinar si se trató de un suicidio o si la muerte fue producto de un enfrentamiento con sus compañeros de celda.

El joven se encontraba alojado en la cárcel de Concordia, donde cumplía prisión preventiva por el crimen de su expareja, Florencia Mohr diez años menor que él, a quien se cree que asesinó a puñaladas luego de una fuerte discusión.

Según lo informado, personal policial de la Comisaría 2a concurrió ayer a la Unidad Penal Nº3 de Concordia, luego de que algunos internos comenzaron a pedir auxilio porque un hombre intentaba ahorcarse.

Al llegar al lugar, los uniformados comprobaron que Zubizarreta se encontraba sin vida, semi parado y con un alambre fino de tipo galvanizado atado alrededor de su cuello.

Emmanuel Zubizarreta 01.jpg
La muerte del interno, que estaba alojado en el pabellón Nº 5, de procesados, junto a otros 7 internos, fue comunicada al fiscal en turno, quien dispuso las primeras actuaciones para determinar si se trataba efectivamente de un suicidio, como aseguraron sus compañeros de celda.

Zubizarreta se encontraba detenido con prisión preventiva desde el 6 de febrero pasado, cuatro días después del crimen de su ex mujer, quien fue asesinada de 24 puñaladas tras una fuerte discusión, en el marco de una causa caratulada como "Homicidio agravado por el vínculo".

El hecho se registró dentro del comercio que atendía la joven y delante de la hija de ambos, de cinco años de edad.

La autopsia que se realizó al cuerpo de Morh reveló numerosas heridas de arma blanca en el torso, espalda y brazos, que le ocasionaron el fallecimiento en forma casi instantánea.

Tras el crimen de su pareja, Zubizarreta se autoinfligió heridas en ambas muñecas, tal vez con intenciones de suicidarse, pero luego huyó del lugar dejando abandonado un auto de su propiedad frente al negocio donde se produjo el crimen.

Finalmente, el hombre se presentó en la casa de su padre, el intendente de Estación Yerúa, a quien le relató lo sucedido, y fue detenido.