Un homónimo de Mohamed Bouhel recibió múltiples amenazas de muerte e insultos por Facebook, a tal punto que duda de volver de sus vacaciones en Túnez a la ciudad francesa. "Este lunes me tengo que reincorporar a mi trabajo y no puedo", se lamentó.
Según cuenta a la revista "L'Obs", Bouhlel vive un verdadero calvario por la confusión entre las dos identidades, por parte de personas que inundaron las redes sociales de improperios contra él.

"Tengo mucho miedo por las amenazas de muerte y los insultos, por lo que decidí retrasar la vuelta a mi ciudad. Este lunes me tengo que reincorporar al trabajo, pero en estas condiciones no puedo regresar", contó el tocayo del terrorista, quien dice haberse enterado de la masacre este viernes por la mañana.

Bouhlel se encontraba en Túnez de vacaciones y cuando prendió su celular se enteró del atentado, en el que también más de 200 personas resultaron heridas. Inmediatamente empezó a recibir mensajes acusatorios por Facebook y, aunque publicó en su muro un mensaje desmintiendo cualquier relación con los hechos de Niza, el acoso siguió, por lo que finalmente decidió acudir a una comisaría a denunciarlo, sobre todo por el tono de las amenazas de muerte.

Además, se queja de que alguien usó, sin hacer las comprobaciones debidas, la foto que puso en su perfil de Facebook para propagar por Twitter mensajes como: "La cara del monstruo que ensangrentó Niza".

"Espero que se encuentre rápido al autor de esta confusión y que pague por lo que me hizo", reclamó Bouhlel, quien agregó que su familia en Niza no deja de recibir llamadas de conocidos que están inquietos por su suerte.

Sobre la coincidencia de nombres, explica que el suyo es muy común en Túnez, los hay a centenares, pero también que hay una gran diferencia entre él y el autor del atentado, cuyo apellido se compone de dos partes: Lahouaiej Bouhlel.

"Quiero poder volver a Francia como el hombre honrado que soy", dijo Mohamed, quien espera que su testimonio sirva para desmentir los infundios que corrieron sobre su persona, pero también "para pedir a todos los que utilizan las redes sociales que presten más atención antes de propagar rumores".