Un conductor ebrio se quedó dormido en la mitad de una avenida en Lubbock, Texas, y al ser despertado por un policía que rompió uno de los vidrios del auto con un bastón extensible, el sospechoso emprendió la fuga, con tan mala suerte que se estrelló contra un poste de luz.
El impacto provocó una explosión que hizo que el auto se prendiera en llamas. El hombre logró salir con, afortunadamente, lesiones menores, según informó el portal Live Leak.

conductor borracho escapa y choca.mp4

conductor escapa y choca.mp4