Marina Joyce es una famosa youtuber británica con más de 600 mil seguidores en la red social de Google. Desde la madrugada de este miércoles fue trending topic mundial en Twitter con el hashtag que significa "salva a Marina Joyce" y fanáticos hicieron hipótesis de lo que le podía pasar Marina.
Algunos fanáticos pensaban que la joven estaba consumiendo drogas, que la habían raptado y la hipótesis que más fuerza tomó fue que el novio le pegaba y la obligaba a hacer videos.

Embed

Ella desde todas sus cuentas en las redes sociales aseguraba que estaba bien y que no le pasaba nada, pero fue tanta la repercusión que tuvieron las hipótesis que la policía de Londres fue hasta la casa de la Marina para chequear qué pasaba.

Marina Joyce dice Help
Los agentes informaron que la chica estaba "segura y bien" y que nada le pasaba. Mientras tanto ella realizó una transmisión en vivo donde aseguró que estaba bien, que no necesita ayuda y que se trata de una historia triste que no puede explicar.

"No estoy en peligro, estoy bien", aseguró.

Embed
Mientras realizaba la transmisión en vivo recibió una llamada de una amiga que le preguntaba si estaba bien. Ella contestó que sí y pidió a sus fanáticos que pararan de hacer hipótesis sobre su seguridad porque estaban preocupando a su familia y amigos.

Finalmente un fan le preguntó si no se sentía feliz y ella respondió que no estaba tan bien como lo había estado hacía días.