Seguir algunos lugares comunes o no tomar los recaudos necesarios pueden dañar el motor. Fercol, especialista en el rubro, elaboró una serie de consejos.
Fercol elaboró una serie de recomedaciones destinada a los conductores. Son ocho puntos sobre el uso de aceites y lubricantes. A continuación, los consejos para cuidar el moto del auto:

1 - Es lo mismo utilizar cualquier aceite.
Si nos referimos a viscosidades y componentes, cada lubricante es distinto. Hay que seguir las recomendaciones de los fabricantes.

2 - No se puede cambiar de marca. Si se respetan las viscosidades y características técnicas, el cambio de marca no debe influir. Aceites de diferente marca pero iguales componentes son compatibles.

3 - Si el coche no consume aceite es porque funciona a la perfección. Falso. Lo normal es que el vehículo gaste aceite. Si los niveles no bajan significa que algo no anda bien en el motor. Una de las causas podría ser que esté pasando nafta al aceite.

4 - Lo importante es cambiar el aceite. Cambiar el filtro es indistinto. La función del filtro es retener impurezas del lubricante. Si el filtro no está en condiciones, partículas de hollín quedarán nadando en el aceite y dañarán las piezas del motor.

5 - Se debe agregar al lubricante algún tipo de aditivo. Si el aceite es el indicado por el fabricante, aditivos extras podrían ser perjudiciales. Todo lubricante es sometido a pruebas que lo hacen específico y apropiado para cada vehículo.

6 - Medir el nivel del aceite sólo cuando llega el kilometraje adecuado. Se debe revisar el nivel periódicamente, sobre todo antes de realizar trayectos largos. Una fuga no percibida podría provocar graves daños al motor.

7 - Si el aceite se torna negruzco, significa que está dañado.
A pesar de la creencia, el momento en que el lubricante se tiñe de negro es cuando está en buen funcionamiento, ya que está limpiando el motor, lo está liberando del hollín que produce la combustión.

8 - El aceite no influye en el consumo. Falso. La función del aceite es mantener limpio el motor.
Si se utiliza combustible con bajo contenido de azufre el lubricante estará más limpio, durara más y el motor también.