El entrenador del seleccionado masculino de hockey sobre césped ya palpita lo que serán unos nuevos Juegos Olímpicos y reconoce estar ansioso por la competencia. "La idea es disfrutar. No debemos dejar ningún detalle librado a la suerte", analizó el Chapa.
Los cuatro años que separaban Londres 2012 de Río de Janeiro 2016 está en su recta final. Es que ya quedan menos de diez días para que comience una nueva edición de los Juegos Olímpicos modernos. Los deportistas lo saben y palpitan los últimos momentos antes de la competencia.

Carlos Retegui, entrenador de la selección masculina de hockey sobre césped, intenta sacarse la presión de encima: "Queremos disfrutar la semana previa al partido con Holanda, que es el debut, y nada más. Enfrentamos al sub campeón olímpico y del mundo, con todo lo que eso representa, y ojalá que los chicos puedan hacer un buen partido".

Carlos-Retegui.flv
El Chapa, que consiguió una histórica medalla de bronce con los Leones en el Mundial de Holanda 2014, plenteó su objetivo: "Es disfrutar la previa, entrenarse, llegar de la mejor manera al primer partido e ir jugando partido a partido. No quiero hacer ni matemática ni suposiciones: en la alta competencia, cuando sacás los pies de la tierra el golpe es muy fuerte".

"En el hockey masculino hay una paridad muy grande, hay diez equipos donde cualquiera le gana a cualquiera, así que hay que tener paciencia y tranquilidad. No debemos dejar ningún detalle librado a la suerte", analizó Retegui. Además de enfrentar a Holanda, Argentina compartirá el grupo con Canadá, India, Alemania e Irlanda.

Embed
Por último, el Chapa habló sobre el lado social de la competencia venidera: "Cruzarse con estrellas mundiales es de las mejores cosas que tiene un juego olímpico. Río de Janeiro va a estar muy lindo porque el brasileño ya es una persona alegre de por sí, por lo que siento que va a contagiar al resto".