Gremios reclaman mejoras salariales para el segundo semestre del año, tras el receso escolar de invierno. Habrá paro en nueve municipios de Buenos Aires, y en Chaco, Misiones, Catamarca, Santa Cruz y Tierra del Fuego.
A raíz de reclamos para reabrir paritarias y recomponer el poder adquisitivo de los docentes, el
regreso a las clases se complicó en Buenos Aires, Catamarca, Chubut, Entre Ríos, Misiones y Tierra del Fuego, donde sindicatos del sector convocaron a huelgas para este lunes, cuando en esas provincias finalizaban las vacaciones de invierno. En tanto, se realizaban negociaciones en Santa Cruz para evitar que los gremios de maestros se sumaran con paro de actividades.

En la provincia de Buenos Aires, las seccionales de Suteba y de la Federación Docente Argentina decidieron hacer paro en los municipios de Bahía Blanca, Berazategui, Ensenada, Escobar, La Matanza, La Plata, Marcos Paz, Quilmes y Tigre.
Los sindicatos reclaman la reapertura de negociaciones paritarias, a fin de garantizar el piso de 7.800 pesos de bolsillo acordado en el nivel nacional y un ajuste que "permita cubrir el proceso inflacionario" registrado en lo que va del año.
Por eso, días atrás la Federación Nacional Docente, enrolada en la CTA que conduce Pablo Micheli, anunció que no retomará el ciclo lectivo luego de las vacaciones en las provincias de Buenos Aires,
Catamarca, Chaco, Chubut, Entre Ríos, Santa Cruz y Tierra del Fuego.
Micheli consideró que "sobran motivos" para convocar a un paro nacional docente y aseguró que la semana próxima realizarán una huelga los maestros de la provincia de Buenos Aires, debido a que el gobierno de María Eugenia Vidal "se niega a continuar la discusión paritaria".
En Entre Ríos, la Asociación Gremial del Magisterio (AGMER) inició una medida de fuerza que se prolongará dos días y que en esta primera jornada logró un 95% de acatamiento, según informó el propio sindicato, que en en la ciudad de Paraná además realizó una marcha en el centro cívico para reclamar por el reajuste salarial.
La huelga se dispuso ante la falta de una propuesta de recomposición salarial para el segundo semestre y el secretario gremial de AGMER, Manuel Gómez, a través de un comunicado, afirmó:
"Esto es un claro mensaje al gobierno provincial que, de manera perentoria, debe presentar una propuesta salarial frente al duro impacto que la inflación y aumento de tarifas han tenido sobre el bolsillo de los trabajadores".
En Misiones también se resolvieron medidas de fuerza de 48 horas "ante la persistencia de corrupción en el sistema educativo, por un IPS que brinde cobertura real a sus afiliados, por la cancelación de la deuda con los trabajadores de la educación", indicó el Movimiento Pedagógico de Liberación.
Una situación parecida se produjo en Catamarca, donde la Asociación de Trabajadores de la Educación paraba este lunes y martes para demandar mejoras salariales.
En tanto, la Asociación de Trabajadores de la Educación del Chubut (ATECH) realizó en la provincia patagónica un paro de 24 horas que para el gremio fue "contundente", mientras que según el gobierno de Mario Das Neves la actividad en las escuelas fue "prácticamente normal" y la medida de fuerza sólo tuvo "un 18% de adhesión".
Marcela Capón, dirigente del gremio que representa a los maestros de ATECH, sostuvo ante medios locales que la huelga tuvo un "60% de adhesión" y alertó al gobierno provincial que habrá una
medida de fuerza por 48 horas "para la próxima semana" si no hay respuesta a los pedidos realizados.