El ministro de Trabajo, Jorge Triaca, sostiene que la situación laboral "se estabilizó" por lo que consideró no necesario actualizar el pacto, que había sido firmado por 90 días y que vence esta semana. Un 10% de los firmantes no cumplió y echó trabajadores.
De acuerdo a relevamientos de las consultoras, en los primeros seis meses del año más de 150 mil personas fueron despedidas. Ante la urgencia de la situación, el presidente Mauricio Macri había suscripto en mayo un pacto, denominado "compromiso por el empleo", con los empresarios. Pero ese acuerdo no tendrá un segundo capítulo.
Para el ministro de Trabajo, Jorge Triaca, "la tendencia comenzó a cambiar. se estabilizó", por lo que el convenido quedará en el olvido. Vence este martes.

El pacto entre el Presidente y unos 130 empresarios se gestó a comienzos de mayo, cuando las cinco centrales obreras y casi toda la oposición presionaban por la sanción de la denominada ley antidespidos, que contemplaba el pago de una doble indemnización y la suspensión de las bajas por 180 días.

El intento del oficialismo de neutralizar la iniciativa no prosperó porque Mauricio Macri vetó la ley que había sido aprobada por el Congreso. Triaca reconoce que aún hay sectores con dificultades, como la construcción y las industrias, que dependen de lo que suceda en Brasil.

En declaraciones al diario La Nación, el titular de la cartera laboral estimó que en el mediano plazo habría señales de reactivación. Confía en que la obra pública pueda ser la locomotora que agilice la reacción, pero también apuesta a que avance en el Congreso una iniciativa oficial para generar empleo en los jóvenes de entre 18 y 24 años. Se trata del Régimen de Promoción del Primer Empleo Formal, que prevé beneficios económicos para aquellas empresas que tomen personal sin experiencia.

Según Tendencias Económicas, en los primeros cinco meses del año los trabajadores despedidos, tanto del sector público como el privado, fueron 154.570. "La mayor parte correspondió al ámbito privado, lo que afectó principalmente al gremio de la construcción y, en menor medida, a la metalurgia y a la prensa, entre otras", indicó el relevamiento de la consultora.