Un plenario de comisiones tratará este martes, con la presencia de directivos de bancos, sindicalistas y empresarios, la iniciativa que propone un Sistema de Ahorro para el Fomento de la Inversión en Viviendas, que el oficialismo aspira a votar antes de fin de mes.
Un plenario de comisiones de la Cámara de Diputados debatirá este martes, con la presencia de directivos de bancos, sindicalistas y empresarios, el proyecto de ley que propone un Sistema de Ahorro para el Fomento de la Inversión en Viviendas, que el oficialismo aspira a votar antes de fin de mes.
La iniciativa tuvo un amplio consenso en el Senado, donde se aprobó por unanimidad, por lo cual se estima que mañana las comisiones de Finanzas, Presupuesto y Vivienda podría emitir el despacho, tras recibir la opinión de los directivos de las entidades bancarias.
El proyecto diseñado por el senador radical Julio Cobos crea el instrumento de ahorro, préstamo e inversión denominado "Unidades de Vivienda" (UVI).
Embed
Por lo pronto en la reunión que será conducida por el titular de Finanzas, el macrista Eduardo Amadeo, expondrán el vicepresidente del banco Central, Lucas Llach, los titulares del Banco Nación Carlos Melconian, del Banco Ciudad Javier Ortiz Batalla y del Banco Provincia Juan Curuchet.
También lo harán el presidente de la Cámara Argentina de la Construcción de la ciudad de Buenos Aires, Julio Crivelli, Miguel Camps de la Asociación Empresarios de la Vivienda) y el sindicalista de la Unión Obrera de la Construcción, Jorge Pellegrini.
La iniciativa busca captar el ahorro de personas física y jurídicas para destinarlo a la financiación de largo plazo de la adquisición o construcción de viviendas.
Según los fundamentos del proyecto, el valor de una UVI es cercano a diez pesos y mil UVI representa el valor del metro cuadrado de vivienda.
Para atesorar en una unidad de medida que mantenga su valor a lo largo del tiempo, la UVI se actualizará constantemente por la variación del costo de la construcción. Si hoy se adquieren diez metros cuadrados, en cinco, diez, veinte años, por ejemplo, se sigue teniendo diez metros cuadrados.