Los datos surgen a partir de un relevamiento que hizo la Asociación de Víctimas de Violación (AVIVI),"Tenemos entre 12 y 15 casos de chicas violadas cada fin de semana que luego son engañadas", aseguró la titular de la entidad, María Elena Leuzzi.

Este jueves se conoció la historia de una joven de 21 años que fue engañada por un chico al que conoció en un boliche en el Microcentro porteño y que terminó violada por un grupo de amigos. Si bien el hecho es aberrante, la titular de la Asosiación de Víctimas de Violación lamenta que se trate de algo más cotidiano de lo que se piensa.

"Nosotros tenemos entre 12 y 15 casos de chicas violadas cada fin de semana que son engañadas. Se aprovechan de su vulnerabilidad por el alcohol y el consumo de drogas. Se necesitan más controles con urgencia", explicó María Elena Leuzzi.

Embed

El caso ocurrió el domingo a la madrugada y fue denunciado formalmente por la víctima en la Comisaría 19 de la Policía Federal Argentina. El padre de la víctima contó a C5N que están viviendo "un calvario" y que a su hija, una estudiante de arquitectura en la Universidad de Buenos Aires (UBA) que vive en Lanús, 'la golpearon', 'la dejaron desmayada' y ahora tiene que ir día por medio al Hospital Fernández, al tratamiento ambulatorio para este tipo de casos.

Una fuente judicial afirmó que se trata de 'un caso complejo con versiones contrapuestas' entre lo que denuncia la chica y el supuesto consentimiento que hubo por parte de ella, según relataron los implicados. Si bien en un principio se detuvo a un joven de 20 años que vive en el departamento de Recoleta donde ocurrieron los hechos, el imputado ya fue excarcelado y otros cinco jóvenes que estuvieron en lugar ya se presentaron en el juzgado y se pusieron a derecho, según confirmaron los voceros judiciales.