El atleta alemán Christoph Harting se quedó este sábado con la medalla de oro en lanzamiento de disco y sucedió a su hermano Robert, campeón en Londres 2012. Sin embargo, no fueron sus méritos deportivos los que terminaron siendo noticia en la jornada.
Sucede que, durante la ceremonia de premiación, Harting montó un verdadero show: lejos del protocolo, se subió al podio con aires de ganador, haciendo gestos y con sonrisas soberbias. Además, durante el himno de su país. continuó riéndose y hasta llegó a silbar mientras miraba a la cámara.

"Quiero pedir perdón a todas las personas que se sintieron ofendidas, a todos aquellos espectadores que me aplaudieron desde casa y celebraron mi éxito. No había digerido aún el éxito y no pude manejar el momento", se disculpó Harting tras la repercusión que generó su actitud.

Mirá el video:

Christoph Harting