Se trata de un vecino del Barrio Huarpes, ubicado en la localidad mendocina de Godoy Cruz, quien tendría problemas psiquiátricos. Allanaron su casa, pero no encontraron nada.
El presidente Mauricio Macri recibió una amenaza de muerte en Mendoza, pero al final la situación fue mucho menos dramático de lo que se creyó en un principio. Quien lo amenazó es un hombre que aparentemente tiene problemas psiquiátricos y al que ahora le realizan peritajes.

Esta persona fue detenida el martes a la anoche y la policía allanó su casa, pero no encontraron ningún elemento que genere sospecha, más allá del particular llamado al 911: "¿Hola, este llamado queda registrado?", preguntó. Le dijeron que no, y entonces amenazó al presidente repitiendo frases de otras amenazas. "Va a volar por el aire", dijo.

La amenaza la hizo desde el teléfono fijo de su casa, en el Barrio Huarpes de Godoy Cruz. Por eso, los policías tardaron pocos minutos en encontrar la vivienda y allanarla.

Embed
El hombre, según informa el medio Mendoza OnLine tiene 46 años y pasó la noche en Contraventores. Ahora, el equipo del Cuerpo Médico Forense le realiza peritajes psiquiátricos para determinar qué hacer. El fiscal especial Juan Manuel Bancalari es quien está a cargo de la investigación. En principio, sería imputado formalmente, pero si se confirma que tiene problemas psiquiátricos, podría ser exculpado.

La situación generó alerta en una primera instancia por el contexto: hubo más de 30 amenazas al presidente y a la Vicepresidenta en los últimos días y se registraron incidentes en Mar del Plata. Por eso se reforzó la seguridad.

Durante el acto que encabezó este miércoles en Mendoza, Macri aseguró que "todos los días se anuncia una nueva inversión" y que "paso a paso vamos en la dirección que vale la pena".
"Hay dirigentes que quieren todos los días poner un palo en la rueda. Que el país no evolucione, que no resuelva sus problemas de fondo: sin energía no hay futuro, es el elemento central que potencia la producción. Estamos haciendo las cosas que necesitamos hacer. Capacidad de tener nuestra propia energía. Nos llevará 5 o 6 años, pero vamos por el camino de la dignidad y el progreso", enfatizó el mandatario, quien destacó al gobernador de Mendoza, Alfredo Cornejo.