Diego Maradona no puede entrar a Estados Unidos por un problema con su visa, pero eso no le impidió cumplirles el sueño a su hija, Jana Maradona, y a su novia, Rocío Oliva, a que viajaran a Orlando y Miami.
El exfutbolista las invitó junto a la madre (Mónica) y el hermano de Oliva (Luciano) y pasaron una semana en los parques de Disney y luego disfrutaron de la playa de la Florida.

Seguí leyendo esta nota en RatingCero.com.