La Corte Suprema habilitó al Gobierno a aumentar las subas a todos los usuarios que no sean residenciales. Las subas no regirán para estos últimos, quienes representan el 26 por ciento.

La Corte Suprema habilitó al Gobierno a aplicar el tarifazo en el gas a todos los usuarios que no sean residenciales (empresas, comercios), lo que constituye el 74 por ciento del consumo.

El aumento de tarifas no es aplicable respecto de los usuarios residenciales, esto es el 26 por ciento del consumo. La razón es la ausencia de una audiencia pública.

Embed

Según se desprende de la lectura del fallo, una vez realizada la audiencia pública, el nuevo cuadro tarifario podrá ser aplicado a los usuarios residenciales, ya que la Corte reconoce que es potestad del Ejecutivo establecer la tarifa de los servicios públicos.

Embed

En el Palacio de Tribunales se confirmó así este jueves el fallo de la Cámara Federal de La Plata, y además se especificó que también se mantiene la tarifa social. La resolución se suma al rechazo dictaminado ayer miércoles por la Procuradora Alejandra Gils Carbó y la pretensión -de máxima- del Gobierno de validar los aumentos en su totalidad.