En el video se observa cómo el roedor herido se va arrastrando por la calle, mientras que se le acerca una joven que levanta su pie para empujarlo. En cuestión de segundos, la rata se prende uno de los dedos del pie y lo muerde fuertemente hasta que la mujer grita de dolor.